Este martes se llevó a cabo la audiencia solicitada por Romina Duarez, una de las enfermeras que colaboró con el cirujano en la intervención en la que falleció una mujer. El fiscal de la causa habló sobre la situación de la imputada y dio detalles sobre nuevos avances en la causa y las irregularidades en el lugar en que se hacían las cirugías.

 

En diálogo con La Quinta Pata

(Lunes a viernes de 9 a 12 en Oíd Mortales 88.9), Martín Núñez, fiscal de la causa, contó: “Se informó, desde el Ministerio de Salud, que la clínica no estaba habilitada, que el médico tiene título habilitante solo para cirugías pediátricas y que no había habilitaciones para procedimientos en la dirección en donde sucedió el hecho, Entre Ríos 876.

“Es por eso que se lo imputa en carácter de dolo eventual y no como homicidio imprudente. No es un error como imprudencia, sino que el estado de cosas es tan irregular que era previsible que pudiera haber una muerte”, señaló el fiscal y agregó: “Incluso Duraez dice que la que aplicaba la anestesia era ella, que es enfermera y que Fernández alcanzaba los instrumentos, y siquiera tiene el título de enfermera”.

Acerca de la situación del cirujano y el pedido de prisión domiciliaria, indicó: “En concreto no hubo ningún pedido formal por parte de la defensa del dr Ojeda, ninguna solicitud de audiencia para rever la medida”.

Además, Núñez explicó que la causa todavía no está cerrada: “En este momento hay 3 imputados pero hay otras aristas que se están investigando. La causa que toma estado mediático es la de la muerte de esta señora, pero hay otras dos causas, otras personas han venido a la fiscalía y manifestaron que vendrán más víctimas a denunciar, todo esto comenzará a acumularse y se seguirá investigando”, aseguró.

 

La situación de la enfermera detenida

Romina Duraez es una de las 3 personas que acompañaba al doctor Daniel Ojeda en la casa que era utilizada como clínica. Es la única imputada que está detenida y su abogado solicitó una audiencia para rever la medida y pedir que le dieran prisión domiciliaria.

“Hoy tuvimos una audiencia solicitada por la defensa de Duraez para la morigeración de la prisión a domiciliaria, alegando que tiene hijos menores y que había pedido declarar como imputada. Ella entendía que este acto de declaración podía tomarse como colaboración y se modificara lo que tuvo en cuenta el juez al dictarle la prisión en comisaría”, comentó Núñez y explicó que “eso fue merituado por mi y por el juez, que decidimos rechazar la morigeración de la prisión preventiva porque ya se había tenido en cuenta su situación, por eso está detenida en la Comisaría del menor y la mujer y puede ser visitada por sus hijos”.

La enfermera declaró cuando fue imputada, y lejos de aclarar su situación, dio detalles que llevaron a la justicia a pedir que fuera detenida. “En su declaración de imputada, con intenciones de deslindarse, termina confirmando que estuvo en el postoperatorio y que amenazó a su amiga (Fernández) para que no dijera, según dice, bajo amenaza del cirujano. Entendemos que entorpeció la investigación con estas amenazas”, aseguró el fiscal.

 

Diferencias entre las imputadas

Según entendieron desde la Justicia, el testimonio de Fernández, que había sido amenazada, tiene mayor validez. “Ella se presentó voluntariamente a los pocos días, sin abogado y declaró en sede policial. En el caso de Duraez, lo hizo con consejo de su abogado, 12 días después del hecho y estando imputada por el delito. A mi juicio tiene mayor peso la declaración de alguien que lo hace libre y sin asesoramiento, que alguien que viene ya imputado”, indicó Núñez.

“Duraez está en igual condición con Zárate, que es la otra enfermera que estaba en el quirófano y que está imputada en la misma calidad, pero no fue detenida porque no hay evidencias de que ella haya entorpecido la investigación. No hay peligro procesal, pero al momento del juicio estará en una situación igual a la de la otra enfermera”, comparó.

¿Cuánto tiempo llevaban trabajando las mujeres en este lugar? Según consta en la investigación, Duarez contó que trabajaba desde el año pasado con Ojeda, Férnandez también declaró que llevaba un año y Zárate se abstuvo de declarar por lo que no se puede precisar el tiempo que llevaba como asistente del médico. “Esto se tiene en cuenta porque no fue este el único acto en el que intervinieron, por lo tanto, no pueden decir que no conocían como se trabajaba”, explicó el fiscal que investiga la causa y agregó: “La situación es complicada, porque ellas prestan ayuda para que se lleve a cabo un acto que termina en homicidio, hubo errores, hay entre 7 y 8 horas en que se pudo haber actuado de otra forma. Porque el post operatorio empezó a las 12 del mediodía y la ambulancia llegó entre las 19 y las 20, o sea que allí también hubo un abandono de persona”.

Fernandez manifiesta que su labor en el lugar consistió en la limpieza o el cuidado de las personas en el lugar en el pre operatorio, pero no formó parte ni de los estudios ni de la operación en sí.

El Entre Ríos / Oid Mortales

Escuchanos en FM 102.5 MHz | Sonido Digital & RDS | LRM774 Génesis Multimedia ((HD Radio))