«Nunca se pagó en bonos, ni siquiera en 2001», recordó el titular del sindicato. Según denunciaron, corren peligro 20 puestos de trabajo en la ciudad.

El Sindicato de Empleados de Comercio de Concepción del Uruguay denunció ante el Ministerio de Trabajo que la cadena de supermercados Dar, con cinco sucursales en la ciudad, está ofreciendo bonos como parte de pago. De no aceptarlos, dicen que fueron intimados a despedir a 20 trabajadores.

Roberto Lencina, titular del gremio, en dialogó explicó la situación. Según contó, «los bonos son ofrecidos como parte de pago de las horas extra de los sábados. La mitad la depositarían en efectivo y la otra mitad en bonos». Además, detalló que los vales son para comprar mercadería en la misma empresa.

En este sentido, Lencina recordó: «Siempre se pagaron horas extras. Nunca se pagó en bonos, ni siquiera en 2001 que fue la crisis más grande que pasó el empresario anterior, donde era quien más recibía Lecop, Patagones y Federales y no pagó en bonos».

En este nuevo contexto, los empleados comenzaron a cobrar por su trabajo en bonos, aunque indican que la situación no es nueva. «La empresa viene haciéndolo más de un año. Cuando se les pide adelanto de sueldo no lo hacen en efectivo, sino en bonos para mercadería», explicó.

 

Conflicto

Cadenas Dar, de David Rosental e Hijos, cuenta con cinco sucursales en Concepción del Uruguay y emplea a 105 trabajadores. Según Lencina, la caída de las ventas y la pérdida de rentabilidad es la explicación que les brindaron a nivel empresarial. Esto motivó una serie de propuestas.

«Vinieron primero con una propuesta de reducir la jornada laboral a 7 horas para compensar el sábado y no tener que pagar horas extras. Ante esa situación hicimos una presentación en el Ministerio de Trabajo, donde se retractaron y volvió todo a la normalidad», contó el secretario general del sindicato.

Luego de esto, Lencina planteó que el conflicto se tornó más tenso y condicionó a los empleados a cuidar el puesto. «A los 15 días volvieron con tres propuestas distintas y una intimidación a los empleados, a aceptar una de las propuestas o despedían a 20 personas».

Al respecto, reconoció que debieron ceder por la presión. «Luego de las asambleas y reuniones en lugares de trabajo, decidieron aceptar una de las propuestas, sabiendo que no es lo correcto ni lo que permite la Ley de Contrato de Trabajo, solidarizándose para que no haya despidos», expresó.

«No es lo que corresponde, pero reservan la fuente de trabajo por 90 días», admitió Lencina, aunque lamentó que luego de los tres meses en que dure el acuerdo, temen por la pérdida de empleo. «Ninguno se quiere quedar sin trabajo en estos momentos», remarcó.

 

EL DATO

195 empleados tenía la cadena de supermercados cuando, tras la crisis, Rosental se hizo cargo de las sucursales, apuntó Roberto Lescano. «Por una cosa u otra, han quedado 105. En tres años han despedido 90 empleados y ahora vienen con esta intimación, de que se hace lo que ellos dicen o despiden a 20 personas», alertó. (Canal 9)

DEJA UNA RESPUESTA