El mundo, la Argentina y nuestra provincia atraviesan por estas semanas momentos difíciles, que obligan a repensar totalmente el esquema de prioridades, ante una situación tan compleja como inesperada. La pandemia del coronavirus alteró por completo el escenario y pone en jaque a toda la sociedad, incluidas las industrias, que deben redefinir en cuestión de días todo su entramado productivo, con lo que ello implica para la generación de valor y fuentes de empleo.

En este sentido, la Unión Industrial de Entre Ríos (UIER) transmite ante la sociedad entrerriana el fuerte compromiso que están asumiendo las empresas de la provincia, tanto aquellas que forman parte de la cadena alimentaria, envases y farmacéutica comprendidas dentro del decreto presidencial, que deben continuar trabajando para abastecer de provisiones a las familias argentinas y del mundo; como así también aquellas que se ven imposibilitadas de poder operar, en detrimento no sólo de la sustentabilidad misma sino además del trabajo que generan en las comunidades.

En estos momentos difíciles, la entidad –integrada por industriales de todo el territorio entrerriano atentos a la problemática– manifiesta el total apoyo a aquellos establecimientos industriales y sus trabajadores de la provincia que priorizan el bien común de tener que garantizar la provisión de los bienes y servicios esenciales para la población, cumpliendo con todas las medidas de seguridad recomendadas por las autoridades sanitarias. Más aún, Entre Ríos es clave dentro del abanico de provincias argentinas, por el vital aporte que realizan las empresas para proveer de alimentos e insumos de calidad no sólo al país, sino a diversas partes de un planeta azotado por la pandemia.

Ante estos acontecimientos, desde la UIER se continúan realizando todas las gestiones pertinentes para canalizar las diferentes problemáticas que hoy aquejan significativamente a las empresas productivas de la provincia. La entidad sabe y conoce de cada una de las dificultades, por lo cual avanza de manera concreta en buscar alternativas para encontrar una salida entre todos.

Claramente, hoy preocupan y alarman las condiciones de vulnerabilidad económicas y financieras respecto de la carga impositiva, los costos energéticos, las restricciones al comercio exterior, las dificultades de la logística y de la operatoria, incluidos los salarios de los miles de empleados. Incluso, en este escenario el desafío es doble, ya que hoy la industria se enfrenta ante la necesidad de establecer prioridades, sin que ello implique olvidar los ejes transversales que motivan al sector a seguir creciendo y desarrollarse.

Es imposible saber con precisión cuándo terminará esta crisis, pero desde la entidad no hay dudas de los enormes esfuerzos que está realizando la industria entrerriana, que asumió el compromiso social de garantizar el abastecimiento de los bienes esenciales, preservando el bienestar y la salud de todos. La responsabilidad y confianza con la que trabajan miles de entrerrianos en este contexto siguen siendo los mismos estandartes que levanta el sector desde sus inicios, en pos del bien de toda la comunidad. A todos ellos, un enorme agradecimiento.

Listen on Online Radio Box! PLAYLIST 102.5 FM