Se trata de las resoluciones 5026 y 5027, que modifican la competencia de títulos exigibles para ejercer la docencia en las escuelas. Fueron cuestionadas por técnicos que ejercen la docencia sin título. Agmer señaló que ambas resoluciones tienen “errores, omisiones y señalamientos equivocados que ameritan se rectifiquen”, se informó a APFDigital

La comisión directiva central de la Asociación  Gremial del Magisterio de Entre Ríos (Agmer) elevó el viernes una nota al presidente del CGE, Martín Müller, reclamándole “suspensión y revisión de las Resoluciones 5026 y 5027 –ambas de diciembre de 2019-, que hacen referencia al compendio de Competencias de Títulos exigibles para el desempeño de cargos y espacios curriculares correspondientes a los Niveles Inicial, Primario y sus modalidades, como así también Educación Secundaria y sus modalidades”.

El gremio recordó además que por medio de la Resolución Nº 0551/16 de CGE se constituyó la Comisión examinadora del compendio de títulos para la Educación Obligatoria y sus modalidades y Educación Superior, integrada por la representación política y miembros designados por los sindicatos docentes. “Esa comisión trabajó durante estos años en un proceso que aporte claridad en lo referente a la competencia de títulos”, señaló.

Sin embargo remarcó que “a pesar de lo actuado y los aportes realizados” por la comisión, las Resoluciones Nº 5026/19 y 5027/19 –que fueron dictadas a principios de diciembre por la anterior presidenta del CGE, Marta Landó– “contienen una serie de errores, omisiones y señalamientos equivocados que ameritan se rectifiquen, con el propósito de evitar confusiones y llevar tranquilidad al conjunto de las y los destinatarios/as de la misma”.

Tras conocerse las resoluciones, un grupo de docentes técnicos salieron a cuestionarlas y se declararon en estado de alerta. “Desestima a quienes tenemos título habilitante otorgado por el Consejo de Educación, esto implica que volvemos a ser idóneos, sin posibilidad de titularizar y que nuestros cargos cesan en cada fin de ciclo”, explicaron los afectados en declaraciones a esta Agencia. Y agregaron: “Esto precariza nuestro trabajo y nos quita derechos laborales adquiridos”. (APF)